Rallye De Ávila 2010


Podríamos resumir nuestra actuación en el Rallye de Ávila 2010 como “La gran Remontada”. ¿Por qué? Porque empezamos la carrera en el puesto 13º y acabamos en el 5º. Hay que reconocer que no todo fue mérito nuestro, sino que también tuvimos suerte debido a los abandonos de otros equipos. Y os preguntaréis, ¿cómo es que empezasteis tan atrás en el décimo tercer puesto?
Pues si recordáis, el último rallye que hicimos fue el Rallye de Talavera, allá por julio donde no acabamos muy bien parados. Bueno… parar, parar…. paramos muy bien… contra una encina, nada menos, jajaja. En estos meses tanto el chapista como nuestro equipo Eficar han trabajado duramente para que el coche pudiera estar listo para esta carrera. Y la verdad es que se acabó un día antes de la misma. El jueves por la tarde Rafa pudo probar el coche. No fue posible rodar mucho pero la primera impresión fue muy buena. El coche parecía haber quedado muy bien. Incluso el fallo de encendido que se nos manifestó en el Rallye de Talavera parecía haber desaparecido. Aprovechamos el paseo para regular los faros, ya que la carrera de Ávila empezaba con dos tramos nocturnos.

La cuestión es que cuando te das un golpe cuesta volver a subirse al coche y hacerlo correr. Y eso es lo que nos pasó en Ávila. Resulta que Rafa veía encinas por todas partes, incluso en mitad de la carretera, jajaja y encima de noche!


Así que salimos de Ávila el viernes por la tarde para hacer una pasada por los bonitos tramos de La Lancha y La Cruz de Hierro. Estamos nerviosos. Carlos lo comenta y aunque Rafa no quiere pensar en ello, tiene también la incertidumbre de si todo funcionará bien. Salimos a La Cruz de Hierro. Rafa va con mucha precaución; anticipa mucho las frenadas y no arriesga en algunas curvas 6+- (curva rápida, no tope, sino ahuecando). La primera parte del tramo está muy deslizante porque hay una cantera y la carretera tiene arenilla, por lo que el coche se mueve mucho y además los neumáticos van un poco fríos. Poco a poco (demasiado poco a poco) nos vamos calentando y cogiendo algo más de confianza. El coche va bien, la verdad es que corre mucho; frena bien y recto y ha desaparecido el fallo eléctrico que nos causó tantos problemas en Talavera. Sabemos que lo hemos hecho mal y al llegar a final del tramo y ver los tiempazos que han hecho los equipos que van por delante nuestro nos deprimimos un poco.

Nosotros estamos en el puesto 13. Por delante tenemos, por supuesto, a los WRC y los Evos, pero se nos han metido también Pita-Herrero (que van como un tiro), Almirón-Montejo con el bonito Porche 911 clásico, Adrián Pérez-Jiménez con un Ibiza, Paino-Salgado con el Subaru y Ballesteros-Fernández con el Twingo R2. Demasiada gente… Con algo más de confianza acometemos el 2º tramo: La Lancha. Ya llevamos los neumáticos y los frenos bien calientes ya que entre el final del tramo 1 y el principio del 2 solo hay 2 km. Y tenemos la certeza de que el coche va bien, así que aumentamos un poquito más el ritmo. Mejoramos la clasificación haciendo un 10º scratch. Esta vez sí hemos ganado a Pérez, a Paino y a Ballesteros y nos colocamos 11º de la clasificación general. No es una buena posición, hemos perdido mucho tiempo respecto a nuestro objetivo que era estar con Pita- Herreros e intentar atacar a los Evos. Ellos están 6º a 28 segundos de nosotros. Así que nuestro objetivo para el día siguiente es remontar lo máximo posible. La clasificación general va liderada por Sansegundo-Navas, seguidos de Peláez-Valle y de Dani Marbán.



Después de la nefasta primera sección, tocaba remontar.

Amanece la mañana del sábado con un día espectacular. Montamos gomas nuevas delante. Son las BF Goodrich 31, un nuevo compuesto intermedio entre la 21 y la 01. Tal vez sean un poco duras para este rallye, de hecho las compramos para Talavera donde hace mucho calor y tramos largos, pero no llegamos a ponerlas. Un tema que preocupa a Rafa es que las gomas no se pueden calentar antes de entrar al tramo porque la asistencia está a 1 km de la salida del tramo, así que habrá que calentarlas ya dentro del tramo y tener mucho cuidado en las primeras curvas, sobre todo las derechas 6+ (fondo) que hay al principio.
Bueno pues salimos al tramo, fríos (como las ruedas, jajaja) y hacemos la subida de Arrebatacapas regular. En la bajada empezamos a mejorar y acabamos el tramo décimos. Ya hemos ganado también a Almirón con el Porche pero se nos han metido Macías-Portela con uno de los atómicos Citroen ZX.



En Arrebatacapas I.

El siguiente tramo es el puerto del Boquerón que en esta ocasión se llama el Herradón, nombre del pueblo por el que cruza el tramo. Esta especial se nos suele dar bien. Y hacemos el 6º de la general. Ahora sí hemos ganado a los Pita por 2 seg, que no siendo mucho nos da mucha moral, porque empezamos a estar en nuestros tiempos.
Tras este primer bucle nos encontramos en la 8ª posición y 1º de nuestra clase. Tenemos por delante a los Carracedo (padre e hija) a 34 seg y más adelante a Pita-Herrero a 36 seg. Por detrás se encuentran Almirón-Montejo a 16 seg y después Jaime Velasco-Alberto Rascón a 43 seg.


En el segundo Arrebatacapas íbamos mejorando mucho los tiempos de la 1a pasada.


La segunda pasada por los mismos tramos de antes nos la tomamos con el objetivo de mejorar mucho. Carlos ha tomado unos tiempos intermedios y vamos a saber que tal vamos antes de llegar al final.
Salimos a Arrebatacapas con precaución en esas primeras curvas y vamos mejorando según subimos. A mitad de la misma nos encontramos a los Carracedo con avería; se han quedado tirados en la misma curva donde se salieron el año pasado, ¡qué mala suerte! En los tiempos intermedios hemos mejorado 7 seg. La parte final del tramo está muy sucia. Parece mentira por donde se mete la gente; curvas con la cuneta muy peligrosa por piedras punzantes son atravesadas por los 4x4 sin miramiento. Nosotros tenemos que tener mucha precaución en esas curvas para evitar pinchazos y a la vez intentar coger la parte limpia de la curva. Al final hacemos un 7º scrtach mejorando nuestro tiempo anterior en 7 seg, lo que implica que la mejora ha sido prácticamente en la primera parte del tramo, que en la pasada anterior hicimos un poco mal.



Seguimos por el tramo del Herradón, donde nos metemos otra vez 6º de la general y clavando el tiempo de la anterior pasada 6:26.

Después del 2º bucle estamos clasificados en 7ª posición a 40 seg. de Pita-Hernández que son 6º y a 1 min de Abraham Cabrera, que en esta ocasión es copilotado por nuestra amiga Yolanda Sanz. Por detrás están Almirón-Montejo con el Porsche a 50 seg.
Como nos suele pasar en este rallye estamos en tierra de nadie: imposible coger a los de delante y difícil que nos cojan los de detrás. Así que decidimos tomarnos con calma el último bucle y dar un poco de espectáculo.


Arrebatacapas III. En el puentecillo de arriba.

En la tercera pasada de Arrebatacapas tiramos de freno de mano en las dos paellas de subida; la primera muy sosa, pero la segunda queda muy chula. Cuando casi estamos llegando arriba, en una izquierda en rasante para derecha lenta vemos una frenada que se va fuera de la carretera y comentamos que vaya torta se han debido de dar, pero no vemos que haya coche ni gente. Llegamos al final del tramo y nos pregunta el comisario si hemos visto el coche de Abraham Cabrera porque no han llegado a la meta y entonces nos acordamos de la frenada. Rápidamente avisan por radio y se confirma que Cabrera-Sanz se han salido a unos 6 km de la salida. Neutralizan el tramo para que entre la ambulancia. Por suerte no sufren heridas graves, solo las típicas magulladuras y dolores de clavícula de cuando se tiene un accidente de esa envergadura.
A todo esto, nosotros hemos empeorado nuestro tiempo en 11 seg. respecto a la pasada anterior pero conservamos de sobra nuestra 6ª plaza.
Debido al accidente de Abraham, el último tramo de la prueba se retrasa mucho hasta tener la certeza de que la evacuación de Abraham y Yolanda se ha realizado satisfactoriamente. Esto supone estar parados más de media hora por lo que los neumáticos y los frenos se han enfriado. Así que vamos a salir al tramo con todo helado…


Mientras esperamos vemos al equipo San Segundo-Navas cambiar una rueda. Pero ojo, los ocho equipos que allí nos encontramos estamos entre el control horario y el control de salida, es decir en parque cerrado, donde no se puede manipular el coche. Y toda esta operación la hacen delante del comisario de tramo y del piloto del coche 0. Esto llegaría a oídos del director de carrera con las consecuencias que luego comentaremos.
Una vez resuelto el accidente del Evo de Cabrera-Sanz nos disponemos a hacer el último tramo. No tenemos nada que perder ni que ganar así que salimos con cuidado hasta comprobar que las ruedas ya han cogido la temperatura optima de uso y a partir de ahí corremos un poco más. En la paella de subida hacemos una cruzadita discreta y llegamos al final con un buen tiempo que nos sitúa 5º scratch por delante del Clio R3 de Pita-Herrero y que nos permite mantener la 6ª plaza de la general y el liderazgo de la clase 5.

Hacemos los últimos kilómetros hasta el parque cerrado final del rallye en Ávila. Allí nos espera nuestro amigo Tomás Barrios (que es el autor de todas las fotos de esta crónica) y nuestro equipo con los que nos vamos a tomar una cervecita antes de la entrega de premios. Y cuando volvemos, cual no es nuestra sorpresa al enterarnos de que han excluido a San Segundo-Navas por el affaire de la rueda.


Todavía ganábamos un puesto después de bajarnos del coche...

Así que de sopetón nos encontramos con la 5ª plaza de la general y primeros de nuestra clase (5) . Magnífico resultado que no soñábamos al principio de la carrera. Y aunque no es nuestro objetivo, esto nos va a reportar un montón de puntos de cara al Campeonato de Madrid que nos permite mantener la cuarta posición a Rafa y la tercera a Carlos. Además Domenech que va detrás nuestro no ha podido puntuar porque rompió el coche a mitad de carrera, así que nos distanciamos de ellos en el campeonato. Por delante de nosotros están Marbán padre e Iñaki Páez a más de 20 puntos que serán my difíciles de superar como no sea que tengan problemas en el Rallye de Madrid, última prueba de nuestro Campeonato y del Campeonato de España de Rallyes. Allí nos vemos!!!

Volver

Para contactar con nosotros haz click aquí.